Quien con niños se acuesta…¡¡con mocos se levanta!!

Hace ya 2 meses que se acabaron las vacaciones y con la vuelta al cole tocó volver a la rutina. Una vez pasado el proceso de adaptación de los coles y guarderías de vuestros hij@s y con la vuelta del frío invernal vuelven la pesadilla de los catarros infinitos que se cogen en septiembre y no se sueltan hasta mayo!!.

Es muy común escuchar a algunos padres decir eso de “yo no llevo a mi hijo al cole porque es un foco de virus, se ponen malos en octubre y no se curan hasta las vacaciones de verano”.

Bueno la realidad es que con quien con niños se acuesta….con mocos se levanta. Podría decirse que todo el entorno del colegio va a fomentar que se acumulen virus y que sea más fácil su transmisión de unos niños a otros ( cogen y utilizan todo lo que pillan sin preocuparse de si fulanito o menganito lo ha chupado previamente, o de si ha estado tirado por el suelo, …etc.)

Desde Hegoa queremos hablaros un poquito sobre cómo poder disminuir las papeletas para cogerse esos catarros y sobre todo de las cosas que podemos hacer una vez los virus se hayan apoderado de nuestros pequeños sin tener que privarles de su estancia escolar.

Queremos presentaros la fisioterapia respiratoria infantil, una especialidad dentro de la fisioterapia que puede ayudarnos desde el punto de vista tanto preventivo como una vez hayan aparecido los primeros síntomas de la enfermedad. Mediante maniobras manuales indoloras vamos a movilizar, desalojar y eliminar las secreciones periféricas, principalmente las alojadas en nariz y garganta, con el objetivo de acercarlas de vías aéreas más profundas hasta poder eliminarlas con la tos (preferiblemente producida de manera voluntaria).

Lo ideal es realizar diferentes técnicas de prevención a lo largo de los meses de invierno, periodo en el que la incidencia de estos virus es mayor, y acudir a un fisioterapeuta especializado en caso de estar en un proceso vírico que nos esté dificultando la respiración, la buena alimentación, …etc. Es un tratamiento 100% compatible con la medicación que nos pueda indicar nuestro médico.
Por todo ello os animamos a que probéis estas técnicas, os vais a sorprender del buen resultado que se obtiene en la mayoría de los casos.

Puedes escribir aquí tu comentario u opinión:

Nombre*

Correo electrónico* (no se publicará)